La integración de la publicidad en televisión y online.

Escrito por -

La publicidad online y en la televisión convergerán en un futuro, fruto de los avances tecnológicos y el desarrollo de las herramientas de medición, según Nielsen y Simulmedia.

Según recogen en su informe “The Data-Drien Future of Video Advertisign” la publicidad en vídeo online ha ido creciendo a buen ritmo en los últimos años. Se espera que su

volumen de facturación alcance los 5.720 millones de dólares este año solo en Estados Unidos. Un jugoso mercado en el que las empresas televisivas no están dispuestas a

seguir manteniéndose al margen. Tampoco conviene olvidar que la demanda de contenido audiovisual online está experimentando un aumento constante. FreeWheel nos indicaba esta misma semana que en el último trimestre del año se registró un crecimiento del 31% respecto al año anterior.

Una tasa que asimismo coincide con el número de reproducciones de los anuncios (30%).

Por otra parte, la publicidad televisiva también ha aplicado información y datos obtenidos del medio online, con el fin de conocer mejor a la audiencia y maximizar el impacto. Así, ambos canales forman una combinación ganadora: por una parte, la televisión tiene un mayor alcance, mientras que la publicidad online aporta datos de inestimable valor, juntos podrían ser invencibles.

Pese a que todo apunta hacia una integración inevitable, las estimaciones de Nielsen y Simulmedia remarcan que no se tratará de un proceso inmediato, sino que iremos

apreciando su paulatina evolución a lo largo de unos 7 años; estas son las razones: La televisión continúa siendo la reina de los medios audiovisuales, todavía los usuarios

dedican más tiempo a este medio que a consumir vídeo online. Concretamente, en Estados Unidos la televisión cuenta con 238 millones de adeptos que destinan una media

de 146 horas mensuales a la televisión, mientras que la audiencia del vídeo online a estos niveles de consumo se reduce a 150 millones de usuarios.

Las estrategias publicitarias tienen que adaptarse al nuevo medio, con el fin de aumentar su eficacia, los formatos televisivos no funcionan en el medio online. Para conseguir

captar la atención del usuario online, la publicidad en vídeo no puede limitarse a seguir el esquema establecido por la televisión, la gran diferencia estriba en el hecho de pasar de un medio pasivo a otro completamente interactivo, que busque sorprender al usuario con cada nueva creación y fomentar su participación.

Definitivamente, la publicidad tradicional y la online pueden y deben sumar esfuerzos, reforzar sus puntos fuertes y esforzarse por satisfacer las necesidades de un consumidor cada vez más experimentado y exigente a la hora de consumir contenido audiovisual.

Imagen cortesía de Fotolia

José Manuel Macias Villalobos
José Manuel Macias Villalobos

Me fascinan las situaciones que demandan responsabilidad, creatividad y toma de decisiones; y siempre busco ambientes competitivos que me permitan desarrollarme personal y profesionalmente.