La magia del Marketing de Contenidos

Escrito por -

Si eres una agencia o simplemente un mercadólogo apasionado, seguramente te has topado con clientes y/o jefes que piensan que una estrategia de marketing es súper fácil y que su objetivo final es venderle al cliente. También, seguramente, cuando te dicen esto te dan ganas de decir “No gracias” y darte la media vuelta; pero no lo hacemos, al contrario, escuchamos sus necesidades y buscamos la mejor manera de trasladar esos objetivos de marketing a un lenguaje online que tenga resultados tangibles y que eventualmente se puedan convertir en una venta.

Por lo general, y basada en mi experiencia, cuando un emprendedor o una PyME quiere iniciar en el mundo en línea, lo primero que piensa es en estar en redes sociales (principalmente Facebook) y subir contenido constante para que se vea que la fan page tiene movimiento, muchos likes y un gran número de seguidores (ya lo he comentado antes y constantemente: ¡los likes no sirven de nada!). Sin embargo, subir contenido sin sentido y sólo por subir algo no es una buena estrategia, ya que los seguidores no sentirán una conexión con tu marca, les puede resultar un poco invasivo y el posicionamiento orgánico actual en redes sociales es tan bajo, que sólo una pequeña parte de tus seguidores verá el contenido (si quieres que más personas lo vean, tendrías que invertir en una campaña en redes sociales). Una estrategia de marketing online, es más que estar en redes sociales, es generar contenido que haga que los consumidores, internautas, curiosos y demás te volteen a ver a ti y no a tu competencia. El marketing online actualmente se puede llamar también marketing de contenidos.

El marketing de contenidos no es algo nuevo y no es un secreto que únicamente conocen algunos privilegiados; este tipo de marketing tiene como objetivo proporcionar a tus clientes (y mercado meta) información útil y relevante sobre tu producto, la industria en la que te encuentras o diferentes temas que sepas que son relevantes para ellos (no los que tu creas que son relevantes) y que resuelva sus duda de una manera sutil y que no sólo se lea como una estrategia de ventas. Por decirlo de otra manera, el marketing de contenidos es una manera de construir una relación fuerte con tus clientes que genere un valor adicional a lo que ya conocen de tu marca.

Ahora bien, aunque se escucha como una solución fácil, rápida y que puede darte soluciones atractivas, el marketing de contenidos no es tan sencillo; requiere de dedicación, creatividad y de poder ser constante en el contenido que se publica (que si me preguntan a mi es lo que lo hace mucho más entretenido y divertido). Sin embargo, una vez que empiezas con esta estrategia, todo será más fácil y te darás cuenta de sus beneficios. ¿Cómo cuáles? Aparecer en los resultados de búsqueda de Google, construir una comunidad interesada en lo que tu marca tiene que decir, iniciar ventas con clientes nuevos e incrementar las ventas con los clientes actuales.

La pregunta obligada es ¿cómo empiezo a hacer este tipo de marketing? Lo primero que se tiene que hacer es saber a quién le estas hablando; conocer a tu mercado meta y cuáles son sus inquietudes, preguntas o pensamientos relacionados con algún tema que pueda resolverse a través del uso de tu producto o servicio. Ya que conoces esta información, lo más recomendado es empezar con un blog. Existen muchas plataformas en línea que te permiten hacer un blog por un costo bajo y en el que puedes subir tu contenido; entre más contenido subas a tu blog tienes una mayor oportunidad de incrementar tu número de seguidores y eventualmente integrar otro tipo de contenidos en diferentes formatos que dependerán de quién es tu público (la respuesta a la primera pregunta). Si tu empresa vende directamente a consumidores, puedes generar: artículos, newsletters, imágenes, videos, infografías e incluso animaciones o GIF’s; si tu empresa vende a otras empresas, puedes generar artículos, eventos, White Papers y si eres un poco más extrovertido puedes incluso hacer un webinar.

El mundo del marketing de contenidos es amplio, versátil y a un costo relativamente bajo (esto depende mucho del tipo de contenido que quieras hacer), pero puede ser la solución a la pregunta incesante sobre cómo atraer más prospectos que eventualmente se puedan convertir en clientes leales a tu marca. Una vez que empiezas, todo se dará de manera más fácil; utiliza tus redes sociales para compartir tu contenido y que llegue a más personas y desarrolla estrategias de publicidad en Google y Facebook para realmente atraer a tu público objetivo.

¿Lo puedes hacer tu solo? Sí, si tienes el tiempo y los recursos para crearlo. ¿Puedes contratar a alguien para que lo haga? ¡También! Hay agencias que se especializan en este tipo de marketing (en mi opinión son las que tienen a marketeros de corazón y no sólo vendedores de humo de marketing digital) y saben lo que mejor le puede convenir a tu marca.

Deja atrás la falsa idea de que las redes sociales es lo que te hará vender y mejor ocupa tu mente, tiempo y recursos en crear contenido de corazón para tus consumidores.

AUTOR

Mariana Báez-Camargo 

Mercadóloga de profesión y emprendedora por vocación. Fascinada con todo lo relacionado con nuevos negocios, creatividad e innovación. Fundadora de I.D.E.A Consultoría. Si lo sé, lo escribo y si no lo sé, lo leo. Twitter: @AnairAm_felisa Instagram: desmadreemprendedor.

Mariana Baez Camargo
Mariana Baez Camargo

Mercadóloga de profesión y emprendedora por vocación. Fascinada con todo lo relacionado con nuevos negocios, creatividad e innovación. Fundadora de I.D.E.A Consultoría. Si lo sé, lo escribo y si no lo sé, lo leo. Twitter: @AnairAm_felisa Instagram: desmadreemprendedor.