Marketing

La decisión irracional de compra del consumidor

El consumidor no sabe por qué compra. En la mayoría de las ocasiones es un simple impulso emocional, que por muy simple que parezca, termina en una decisión de compra favorable para la marca. Pero, la estrategia llevada a cabo anteriormente por la marca, es el resultado de ese impulso. Como todos sabemos, el mundo es un mundo consumista. Un mundo deseoso por adquirir nuevos productos, ya que todo lo nuevo, tiende a ser objeto de admiración.

El consumidor, según revela un estudio realizado en el MIT por un reconocido economista, reveló que la decisión de compra, es irracional en algunos casos. Una investigación, lo mostró de la siguiente manera. Al salir a la calle y vender dos tipos de chocolate, el primero a la cantidad de 1, y el segundo a la cantidad de 15, la gente prefirió el de 15. Al preguntarle el porqué de su decisión, ellos adjudicaron su decisión, a su percepción de calidad. Pero, al poner en contraparte los precios, y bajar el primero a la cantidad de 0, es decir, gratis, y el segundo a la cantidad de 14, las personas prefirieron el gratis.

El análisis resultó, que la gente al comprar, tiene un miedo a perder, a que el producto no cumple sus expectativas. Al preferir el de 15, en el primer caso, su sensación fue: asegurar la adquisición de un producto de calidad. Y en el segundo caso, la sensación de no perder nada, al ser éste, gratis.

Estudios de este tipo, revelan de qué manera se pueden vender productos y servicios. Analizar el entorno, el comportamiento social, la manera de pensar del consumidor y sus principales instituciones en las cuales se desarrollan. Una nueva herramienta para descifrar la estructura de pensamiento de los consumidores, y poder generar mejores estrategias de venta.

Etiquetas

Artículos relacionados

Close
Close