ComunicaciónRedesViralWeb

El secreto de ser tuiteado y compartido

Si eres usuario de Facebook o Twitter, o tienes un blog, seguro que tarde o temprano te habrás preguntado cómo es posible que ese post tan trabajado, o ese comentario tan ingenioso en forma de tuit ha pasado desapercibido. Cómo, a pesar de tener miles de followers y visitantes a tus sitios, no logras arrancarles un simple click que lo haga crecer en Analytics y rompa las barreras.

A nivel personal, a nadie le amarga un dulce y ser viral por un día. Pero si se trata de una comunicación de marca, eso puede ser hasta una exigente presión por parte del cliente. “¿No me dijiste que a la gente le gustaba compartir?” , “¿Por qué no somos trending topic?” y otras preguntas así acabarán sobre la mesa o en tu bandeja de eMails.

Y entonces, intentarás analizar los contenidos que han sido más virales, y buscarás la forma de imitarlos. O investigarás en manuales, blogs especializados y profesionales que imparten cursos de Community Management y Social Media para que te revelen ese sagrado misterio que te hará ser multiplicado, milagrosamente, como los panes y los peces.

Siempre he creído que en ésta, como cualquier otra comunicación, es mucho mejor la calidad que la cantidad, pero no obstante creo que he descubierto la fórmula mágica…

En los albores de la blogosfera, las técnicas para lograr visitas, a través de buscadores sobre todo, eran la elección de palabras clave, el escribir sobre la rabiosa actualidad (lo que hoy sería los trendings) y contestar a los comentarios para generar comunidad y retornos al sitio para leer las respuestas. Además de los links y el difundirlo en otros sitios, claro.

Y el contenido. Eso no ha cambiado. Contenido de calidad. Pero… ¿qué es el contenido de calidad?

Uno de los recursos que no suele fallar suele ser el titularlo “Diez cosas que deberías saber…” o “Cuatro cosas que probablemente…” Por alguna razón, tienen un poder de atracción irresistible. Un efecto llamada en plan “me lo voy a perder” o “por fin un buen resumen”… pero no es suficiente. Eso atrae visitas, pero por sí mismo no hace que sea retuiteado, más allá de los que comparten sin ver la fuente original sólo porque se fían del título y así parecen mejor informados.

¿Cuál es el secreto de ser muy retuiteado? Creo, y no sé si lo que voy a compartir con vosotros merecerá vuestros tuits y me gusta, que no es otra cosa que contar lo que ya sabes, y sabe todo el mundo, y por eso no puedes estar más que de acuerdo.

Es decir: Algo muy básico, que al leerlo pienses “¡Caray!, ¡Claro!, Eso es exactamente lo que yo creo” y lo compartas instintivamente.

Así, ver artículos en los que te recomiendan que no le des tu contraseña a nadie, que no envíes fotos tuyas desnudas por whatsapp o tu cuenta bancaria por gmail, se convierten en blockbusters absolutos, aunque digan algo que ya todos saben. Y, no quiero imaginar que en realidad sea al contrario, y se comparta porque están descubriendo que tener sentido común y cerrar tu casa con llave, sea una novedad.

Por poner un ejemplo práctico, es como si publicara el siguiente post:

“Cuatro cosas que no debes hacer con tu motosierra”

  1. Tocarte los genitales con ella. Probablemente, lo hagas a menudo, pero créeme, no es una buena idea acercar una motosierra en marcha a esas partes. Duele.
  2. Cortar embutido o el asado. Tampoco las cebollas. Los 150 Kw de potencia son difíciles de controlar sobre una mesa de cocina, y probablemente salten astillas que podrían incrustarse en tus ojos. Por favor, si quieres probarlo, por lo menos usa gafas de protección.
  3. Podar los árboles de tu calle. A la gente de tu barrio podría molestarle, y las autoridades seguramente han previsto eso con alguna sanción. Además, los árboles son bonitos y necesarios en tu ciudad. Respétalos.
  4. Usarla de llavero. Probablemente sea el modelo más liviano del mercado, y estés orgulloso de tu compra, pero aún así no será posible llevarla en el bolsillo. Y si intentas entrar al trabajo, a un banco o a una oficina pública, no digamos un aeropuerto, es posible que no te dejen y te confundan con un perturbado. La mayoría de vigilantes de seguridad no consideran una motosierra un objeto personal.

Es una broma, pero buscad en internet y encontraréis consejos tan básicos como estos para abrir una cuenta de correo, usar facebook, y cosas así. Creo poder demostrar, si le dedico tiempo, que hablar de lo que ya se sabe, hablar por hablar, es lo más seguro. Y como dice Umberto Eco en “El Péndulo de Foucolt”:

“Los autores, incluso los que publican, se copian mutuamente, uno se basa en lo que dice otro, y todos utilizan como prueba irrefutable una frase de Jámblico, para poner un ejemplo.
-¿Y qué?- Dijo Garamond- , ¿No pretenderá vender a los lectores algo que no conocen? Los libros deben hablar exactamente de lo mismo de lo que hablan otros. Se confirman entre sí, por tanto están en lo cierto. Desconfíen de la originalidad.
-De acuerdo- dijo Belbo-, pero sin embargo hay que saber distinguir entre lo que es obvio y lo que no. Necesitamos un asesor.”

Aunque yo, sinceramente creo que las cosas virales no hay quien las maneje, y que la gente es increíble. Es más fácil que alguien comparta un video de un gato durmiendo que un contenido creado por una productora, pero hay algunos especialistas que proponen métodos más “científicos”

Para ser trending topic, por ejemplo para queestwitter.com la clave está en:

“planificación, tener creatividad, escoger un momento justo y utilizar el hashtag más repercusivo”.

La creatividad se le supone, como el valor a los soldados, pero si hay que planificarlo, en sitiosargentina.com.ar, encuentro que las posibilidades de ser retuiteado hasta llegar a Trending Topic, dependen de la hora a la que publiques:

  • De 4:00 a 10:00 se necesitan mil 200 tweets y 500 usuarios para llegar a ser trending topic.
  • De 10:00 a 16:00 se necesitan mil 700 tweets y 734 usuarios.
  • De 16:00 a 22:00 se necesitan mil 500 tweets y 811 usuarios.
  • De 22:00 a 4:00 se necesitan mil 900 tweets y 923 usuarios.

Aunque uno de los fenómenos más repetidos cuando intentas llegar a ser trending topic o viral, es el efecto rechazo que supone pedir abiertamente el RT (Re Tuiteo). Si añades algo como “Por favor RT” o “Por favor, comparte en tu muro” lo más probable es que nadie te haga caso. Precisamente porque queremos ser nosotros los listos que decidamos compartir algo, y no que nos digan lo que tenemos que hacer. Eso no.

Así que, ya sabéis, ¡No se os ocurra compartir este post en vuestras redes sociales!

 

Nota: Aunque os resulte increíble, el consejo de no acercarse la motosierra a los genitales, aparecía realmente en un folleto de instrucciones de una marca sueca, aunque puede ser solo una leyenda urbana.

 

Imagen, generada a partir de original CC en Flicker de Marc_Smith

José Carlos León

Profesor Docente del Master de Gestión Cultural del IART (Madrid, España). Publicitario de profesión con aspiraciones de comunicador. Mantiene el blog comicpublicidad desde 2005 por la necesidad vital de contar cosas y archivar ideas. Como emprendedor ha sido socio fundador de dos agencias de publicidad y una productora discográfica, entre otras aventuras. Ha publicado el libro “Gurú lo serás tú. Cómo sobrevivir al mundo 2.0”. Actualmente roba tiempo a su labor de consultor en marketing y comunicación para terminar su primera novela.

Sigue a José Carlos León en:
Etiquetas

Artículos relacionados

Otras Recomendaciones

Close
Close
Close