DigitalPublicidadRedes

En Social Media ¿hay primera impresión?

Existe el mito de que la primera impresión es la que cuenta. Ya sea en una entrevista de trabajo, ante una familia desconocida o en alguna junta ejecutiva, se cuida cada detalle. La imagen física que se transmite, las palabras que se utilizan y el tono que se usa, los materiales que nos apoyan, ya sea una presentación o una hoja impresa hablará mucho de nosotros, dicen.

Sin embargo, en el mundo de las marcas, esto no es regla. La publicidad se encarga de todos los detalles antes mencionados aplicados al producto atrayendo así al cliente en distintos canales: a través de la comunicación y de la experimentación (adquiriendo el producto). Si uno de los dos falla, es muy difícil que se cambie la perspectiva del consumidor.

Pero en redes sociales ocurre algo muy distinto. A través de una construcción diaria de la imagen, se conoce poco a poco a la marca, comunicando cada vez atributos. Lo que se logra es una empatía con los usuarios de redes que se gana con el tiempo.

Si existe algún fallo por parte de la marca, es más fácil de solucionarlo, pues es como una relación entre personas: Es necesario hacerle saber al consumidor o al cliente que sabemos nuestras fallas y que intentaremos mejorarlas.

Esa es una de las más grandes ventajas de la comunicación bidireccional en Social Media, que los pequeños errores, incluso algunos más grandes, si se solucionan con rapidez, ayudan a que la imagen de la marca se aprecie como humana y se fortalezca, haciendo más significativos los lazos con el cliente.

 

Imagen cortesía de Fotolia.

Fernando Herrera

Fundador de Roastbrief, un blog de publicidad que ha derivado en diferentes proyectos como el Congreso Internacional Roastbrief, La Cocina Publicitaria, Roastbrief University y Roastbook, manual publicitario. Todo esto por su preocupación por promover y hacer crecer la industria publicitaria y creativa.

Sigue a Fernando Herrera en:
Etiquetas

Artículos relacionados

Otras Recomendaciones

Close
Close
Close