ComunicaciónPublicidad

Tips para hacer eslóganes

Defina qué hace el producto, servicio o promoción.

Ejemplos: “Mi producto nutre”; “Mi servicio da serenidad”; “Mi oferta brinda una oportunidad única”.

Defina, ahora, el verbo, el “cómo”.

Ejemplos: “Mi producto nutre ofreciendo vitaminas”; “Mi servicio da serenidad asesorando profesionalmente”; “Mi oferta brinda una oportunidad única rebajando los precios”.

Defina, ahora, el estímulo que hará que el público se lance a comprar.

Ejemplos: “Mi producto nutre ofreciendo vitaminas, y se nota en la fuerza del jugador A”; “Mi servicio da serenidad asesorando profesionalmente, y los ejecutivos del Banco Udo Ade lo confirman”…

Defina, ahora, el tono: ¿trágico?, ¿cómico?, ¿dramático?, ¿lírico?

Ejemplos: tono dramático: “Yo, Jack Spark, en la dificultad tomo vitamina C”; tono lírico: “Fuerza concentrada para mayor concentración”.

Este trabajo, aunque parece mecánico, no lo es. La técnica, claro, hará que hagamos eslóganes con fundamentos, pues cada definición podrá ser determinada leyendo el brief. La creatividad, el toque creativo está en modelar los materiales y las palabras a nuestro gusto sin perder, a causa de la mecánica, lo más atractivo del producto o del servicio. Los redactores publicitarios aconsejan, antes de practicar estas técnicas, escribir párrafos largos, muy largos, y luego sacar de ellos lo que nos sea útil.

Al final de la labor tendremos que verificar que el eslogan se entienda con o sin contexto. Si no se entiende sin contexto, habrá que hacerlo descriptivo; si se entiende, simplemente habrá de reforzarse con el diseño gráfico. Los eslóganes que se mueven más en medios de comunicación que usan el tiempo, móviles, como la televisión, pueden ser más alegóricos que los que se mueven en medios estáticos, como un espectacular.

Un eslogan, recuérdese, es un `insight´ hecho verbo, o un apellido, y a veces un título universitario. Ejemplo: “Condones el Prudente. Hacemos que el mundo tenga más espacio”. Los que leen todos los días estadísticas de la demografía entenderán, fácilmente, el mensaje, pero los demás no.

Eslogan de condones para demógrafos: “Condones el Prudente. Hacemos que el mundo tenga más espacio”.

Eslogan de condones para médicos jóvenes: “Condones el Prudente. Salud viral”.

Un eslogan-apellido sirve para transmitirle mensajes a gente sin contexto (“Yo soy”), y un eslogan-título para comunicarse con gente con contexto (“Tú me conoces”).

Ejemplo de eslogan-apellido: “Blanca Lavandera, 300 años blanqueando”.

Ahora, un ejemplo de eslogan-título: “Hospital Infantil H. Cuidamos los pulmones del futuro”.

El primero habla de la historia de la marca, y el segundo habla de lo que hace la marca. Es muy importante, por todo esto, el nombre, el proceso de “naming”. Hay nombres que en sí mismos mencionan lo que hace la marca (`Hamburguesas el Vengador´), pero otros no (`Ewald and Kohl´).

 

Roastbrief

Roastbrief es un medio dedicado a generar, distribuir y evaluar información referente al ámbito del marketing y de la publicidad. En este espacio, participan importantes publicistas y expertos en marketing de todo el mundo. Nuestro compromiso, es promover la cultura de los negocios. Somos pura proteína publicitaria.

Sigue a Roastbrief en:
Etiquetas

Artículos relacionados

Close
Close