Comunicación

“CARPE DIEM. Vive el momento”

Es muy probable que desde un inicio hayas reconocido la frase del título, así es, Robin Williams la pronunció, y el día de hoy vamos a hablar y no será del personaje, ya que las descripciones serían necesario plasmarse en más de un artículo, el día de hoy hablaremos de las grandes lecciones que nos legó este gran ser humano, el cual ahora forma parte de la historia.

La publicidad, en su totalidad, se conforma por una serie de elementos visuales que nos permiten mantener como consumidores, un alto nivel de interacción, así como compenetración a nivel psicológico y social, muchas veces creando historias fantásticas y otras tantas basándose en referentes de gran importancia social, que sirven como portavoces de las campañas, ya que reflejan como seres humanos, las necesidades y aspiraciones de los consumidores de las marcas.

Si lo analizamos, Robin Williams era el ejemplo perfecto de lo que las marcas buscaban, de sus diferentes mercados segmentados, perfiles de consumidores, además de que podía adaptarse sencillamente a cualquier marca, pasando desde ser un médico reconocido a una anciana implicada con el desarrollo familiar, hasta convertirse en un robot que ganó un oscar como el gran maestro tutor que siempre buscó impulsar los sueños de las personas, y todo esto, con un sentido de gran valía para el mundo de los creativos, ya que nos mostró la manera de reinventarnos a pesar de la evolución del mercado.

Aquí, el legado que nos ha dejado:

1)”Solo al soñar tenemos libertad, siempre fue así y siempre será” (El club de los poetas muertos) – Una gran lección para los que desean iniciar en este mercado tan competitivo, la capacidad del ser humano para soñar y crear historias es la parte medular de la industria creativa, la libertad de poder soñar y transmitir esos sueños a los consumidores es lo que nos diferencia de cualquier otra profesión, ya que solo al soñar podemos crear mundos surreales, historias de fantasía,  las cuales nos motivan, nos hacen parte de una campaña, nos fidelizan a una marca.

2)”Prefiero morir como un hombre, que vivir la eternidad como una máquina” (El hombre bicentenario)- Nos presenta el sentimiento básico de la publicidad, el motor por medio del cual un consumidor toma acciones hacia las marcas, ya que el ser humano busca constantemente eso, sentirse un ser humano y no una máquina, por eso en las campañas vemos momentos de alegría, felicidad que se comparte con los amigos, la familia, la pareja. Es por ello que las campañas que tienen un insight basado en el contacto y desarrollo humano tienen un mejor impacto, porque presentan al hombre como un ser que siente y no una máquina que forma parte de un mundo mecanizado.

3)”El pensamiento es real y física la ilusión” (Más allá de los sueños) –Recordemos que trabajamos en una fábrica de ideas, de pensamientos, los cuales tenemos la oportunidad de volverlos reales, esa es la esencia de la publicidad, la capacidad de vender ideas a las marcas, a los clientes y a nosotros mismos, esa es la responsabilidad de la publicidad, volver tangible la ilusión de las marcas y reflejarla en los consumidores, es por ello que la industria creativa también es tan complicada, porque no todos tienen la capacidad de crear ideas que sean capaces de generar acciones, de vender, pero por encima de todas las cosas, que sean ideas que se conviertan en realidad.

Imagen cortesía de Fotolia

Jaime Pérez Gómez

Soy un publicista de la nueva era creado en la vieja escuela, creativo digital co-fundador de Zentaury. Sígueme en twitter: @JaimeMX_

Sigue a Jaime Pérez Gómez en:

Artículos relacionados

Close
Close