Marketing

Carta emocional de un cliente a la marca

Apreciada marca:

Cuando pienso en ti, quiero entregarte toda mi confianza, que me ayudes y me trates bien. A veces siento que tienes el poder y no me preocupa dártelo, solo quiero que con cualquier cosa que hagas, yo me pueda sentir bien.

Cuando algo sale mal y no recibo lo que me prometes, usualmente me dices que puedo llamarte y rápidamente me ayudarás con la solución. Pero cuando te llamo, difícilmente me reconoces y si tienes a alguien contestando de seguro tiene muy poca paciencia, recuerda que no solo quiero tu amabilidad sino también tu diligencia.

Si te llamo, espero que me contestes con agrado y sobre todo que valores mi tiempo, creo que ya es un favor el que te hago al contactarme contigo (por lo general lo hago más yo que tú).Que grabes lo que hablamos no es tan importante como que entiendas lo que digo y sepas darme una respuesta que me sirva y me agrade, sobre todo que me deje tranquilo.

Si quieres facilitar nuestra relación y acercarte más a mí, no esperes lograrlo con grabaciones largas, frías y aburridas donde con infinidad de números, instrucciones y extensiones tratas de orientarme, créeme no hay nada mejor que cuando sientes que alguien en verdad te escucha te atiende.

Dime quién te ayuda a redactar tus argumentos que a veces me resultan odiosos, técnicos y lejanos, cuando busques que alguien hable por ti procura que te conozca y hable en tu nombre con entusiasmo. Piensa que cuando hablas de tus políticas primero voy a estar pensando en las mías y que cuando te busco es porque necesito soluciones y resultados, no problemas y procesos.

Así como cuando te llamo y no te encuentro porque tienes un horario, quiero que tú también entiendas que yo también lo tengo y no espero que me busques ni muy temprano ni muy tarde. Acuerda con tu equipo tratarme de forma más humana y nunca permitas que me busquen con desespero, la tolerancia al “no” también la deben aprender ustedes.

Sé que muchas veces usas guiones para hablar conmigo, pero por favor sé más creativo, como persona espero ser tratado por personas (con inteligencia), es posible que no te sea del todo fiel, pero sí que te guarde respeto. Algunas veces no te puedo atender, pero eso no quiere decir que no te quiera escuchar, entiende esto: si me prometes algo… ¡cúmplelo! ¡Eso quiere decir que si dices que me vas a volver a llamar hazlo! Y si te pido que no me vuelvas a llamar entiende que es una exigencia.

Solo me basta decirte, que para mí, tú eres lo que representas en experiencias, no solo lo que eres.

Gracias

Imagen cortesía de iStock

Andrés Moreno Rondón

Publicista, licenciado en educación, docente universitario, especialista en entrenamiento empresarial de pensamiento creativo, comportamiento del consumidor y servicio al cliente, planeación visual thinking en marketing, publicidad y creatividad. Mas límbico que córtex, explorador de inteligencia emocional, todo el mundo miente, hablamos mas con gestos que con palabras. Sígueme en @andresmorenor

Sigue a Andrés Moreno Rondón en:

Artículos relacionados

Otras Recomendaciones

Close
Close
Close