Diseño

Diseño hablado?

En la disciplina existen diversos procesos o etapas, pero siempre se comienza hablando, conversando las ideas, acá se los dejo…

Ese “diseño hablado” se comienza en las reuniones con los clientes, mismas que se deben analizar. Para empezar habrá que preguntar:

¿Cómo se desarrollan las reuniones con los clientes o jefes?

Plantean el problema, plantean su posible solución (lo que quieren desarrollar), evalúan las alternativas junto con el creativo. Se entrelazan las ideas.

Al concebir el contexto en las primeras frases están contando la historia, el origen (por ejemplo el nombre de una empresa)  Caminaremos de lo superficial a lo profundo del mensaje, conoceremos el entorno y su realidad. El concepto busca tomar forma, se empiezan a abstraer imágenes, colores, tipografías. Quizá de forma automática en nuestra mente o quizá directamente en una servilleta mientras estamos en alguna cafetería, o sala de juntas con nuestro cliente.

Lo importante es identificar los verbos principales  que nos denoten acción, motivación, etc., porque de ahí nacerán los objetivos y nuestro primer panorama para decidir el lenguaje gráfico que vamos a utilizar.

Enseguida habrá una planeación sobre el método de diseño. Nos preguntamos, ¿cómo lo vamos a hacer? Bueno, aquí existen básicamente dos aspectos:

  • Deconstrucción

La planeación del método de diseño dependerá de la personalidad (características) del proyecto, habrá puntos que difieran de un diseñador a otro pero también habrá puntos similares y básicos, como el inicio de la deconstrucción de las imágenes que nos hicimos en la mente o en el papel. Formalmente empezamos a investigar, nos cuestionarnos para poder configurar el diseño. Digamos que esa deconstrucción se transforma hacia lo “tangible” y “visual”. En este proceso relacionamos significados, sentidos, formas y planeamos la interacción (reacción) que debiera tener el usuario final. Nuestro diseño dialoga y espera una respuesta. “Abrimos vías” para esa respuesta, motivando a la audiencia dotándoles sentido y función.  A partir de aquí seguimos hacia la…

  • Continuación del “ciclo”.

Una vez aprobado el diseño final, y habiendo sido puesto en distintas etapas de prueba, este deberá continuar su ciclo, deberá seguir comunicando. La interacción en la sociedad absorberá su reacción. La idea es que el aspecto visual y el diálogo que construya sean parte integral del proceso de diseño, para que regrese en forma de nuevos significados y nuevas alternativas para nosotros los creativos.

Finalmente es así que vemos cómo el diseño habla y se vuelve parte del lenguaje cotidiano. Acá me despido, soy Erika. ¿Ustedes qué opinan?

Hasta la próxima.

Imagen cortesía de iStock

Erika Valenzuela

Originaria del DF pero radicada en Ciudad Juárez, es diseñadora gráfica, en el 2008 comienza la maestría en Diseño Holístico donde se adentra a investigar, publicando sobre temas como tecnología, diseño y entorno social. Dede entonces continúa escribiendo, emprende proyectos de diseño y ha dado conferencias. Este año ha publicado en la revista Código en sus versiones impresa y electrónica, es colaboradora también del blog GraphicLust y es editora en FOROALFA. @dgraphicstyle.

Sigue a Erika Valenzuela en:
Etiquetas

Artículos relacionados

Otras Recomendaciones

Close
Close
Close