Publicidad

El día que decidí escribir para Roastbrief

Hoy noté que los días en la ciudad transcurren carentes de gratas sonrisas, esas que encuentran su motivo en un simple “porque sí” y reflexionar sobre ello me hizo darme cuenta que de la misma manera en que miles de personas caminaban grises y de manera robótica yo me sumaba a la masa de forma totalmente imperceptible con un rostro frío que no transmite mensaje alguno. ¿Te has visto así? No te conozco, pero deseo que nunca te pase.

Eso que amo, la publicidad, de pronto me llena menos que antes. Reflexiono y pienso que nada ha cambiado; trabajo para una agencia como Social Manager (¡tecnología, redes sociales, comunicación y publicidad en un mismo lugar!, ¿Qué más puedo pedir?), creativas campañas me siguen impresionando hasta las lágrimas, los espectaculares son estudiados mentalmente a su paso, pienso en copys y clasifico personas en targets, sin embargo el gesto amable y feliz dejado por el amor a esto que yo llamo arte ya no está.

No me malinterpretes, no dejaré atrás mi profesión y carrera para ser astronauta o contadora, simplemente busco abandonar los días en que esperaba frente al computador a que el contenido creativo me llegará por arte de magia -o más precisamente de la gran y bendita web-  pues pretendo que el remedio contra el hambre publicitaria esté servido en un platillo llamado “prosumidor”, eso en lo que pretendo convertirme y me deje la tan anhelada y única sonrisa publicitaria.

Sí ya hago publicidad, es hora también de escribir sobre ella.

Querido lector, permíteme explicarme. Tengo en la cabeza una inmensa telaraña verbal pero no escrita, soy de las personas que cargan con un cuaderno y pluma para que cualquier rayo de idea que surja pueda ver la luz más tarde, sin embargo, también soy el vivo ejemplo de ese popular refrán que dice “del dicho al hecho”.

Pocas hojas quedan ya en esa libreta desgastada llena de frases sin publicar, ideas sin desarrollar y alguna que otra confesión que a nadie importa. ¿Será que me permitas adoptar a Roastbrief como mi nueva libreta?

AUTOR

Frida Díaz

Comunicóloga que encontró en la Publicidad Digital su razón de ser. De Community a Social Media. Manager y Account Manager porque vivir sin estrés no es divertido. Amante del café, los sábados por la noche y las sonrisas. Estudió en la FCPyS de la UNAM y se volvió loca en el camino. Deja en letras la catarsis que evita en persona. En Twitter @fridadiazs.

Colaborador invitado

Colaborador invitado

Sigue a Colaborador invitado en:
Etiquetas

Artículos relacionados

Otras Recomendaciones

Close
Close
Close