Arte

Ídolos creativos de ayer y hoy: Sam Phillips

Un gallo cantando sobre un sol de la mañana. Seguro que habéis visto muchas veces ese logotipo tan característico de esa famosa empresa, que aunque cerró sus puertas en el 68, permanece aún en el imaginario colectivo. Sun Records, una innovadora idea de Sam Phillips, su creador, el hombre que la levantó y atrajo a talentos musicales de variado pelaje, y contribuyó decisivamente a escribir la historia del rock y la música moderna con imborrables letras.

Sam Phillips era un hombre a una idea pegado, una idea que en aquellos tiempos en los que le tocó vivir era casi un imposible, por no decir una herejía en ciertos círculos. La idea consistía en en hacer que la llamada música negra podría ser negocio, si se promocionaba lo suficiente y con nuevos enfoques para que llegase a un sector mucho más amplio de público del que disfrutaba hasta el momento. Con esa idea incrustada construyó su propio negocio, basándose en su experiencia como Dj , locutor e ingeniero de radio en la década anterior, lo que había inspirado su idea y le llevó a abrir el servicio de grabación en la 706 de la Union Avenue de Memphis, Tennessee, en 1950, lo que le valió sus primeros grandes descubrimientos, como B B King, Junior Parker, o Howling Wolf, para él el mayor de toda su carrera. Phillips vendía los resultados a sellos discográficos mayores hasta que en 1952 constituyó su propio sello discográfico, Sun Records.

El año 1955 fue su año, o el primero de sus mejores años profesionales al descubrir las habilidades vocales y de otros tipos de Elvis Presley, que con su orientación lograron crear ese sonido nuevo que invadía la cabeza de Phillips todo el tiempo, mezclando su querido blues con una pizca de country, descubrieron el rock, que cayó sobre todo el país y posteriormente sobre el mundo como una bomba de sonido y ritmo que perdura hoy en día. Ese fue siempre el objetivo que había movido a Sam Phillips, que peleó por desarrollar nuevas formas de la música, más flexibles, y ganarse la vida con ello.

Aún sin ser músico, Phillips se convirtió en uno de los pilares de la música moderna, no sólo por ser el descubridor de Elvis Presley, B B King, Howling Wolf, Johnny Cash, Roy Orbison, Jerry Lee Lewis, Sonny Burguess y otros muchos, si no por lograr un sonido basado en la sencillez, tan característico de Sun Records como el logotipo. Logró forzar un cambio en la música de aquellos años, que influenciaron a otras estrellas posteriores como los Beatles, los Stones, Ac/dc y otros muchos que aún rinden tributo de una u otra forma, a aquellos pioneros que Phillips puso en marcha. Fue el primero en atreverse a derrribar el muro de aquellas anquilosadas costumbres en las que se vivía en la América de los 50, y lo cambió todo, sin Sam Phillips el mundo de la música como arte y como negocio se hubiera desarrollado de otra forma, quizá evolucionando mucho más lentamente.

 

Javier García

Operario de la letra, redactor y narrador con debilidad por la comunicación y la publicidad que explora, cual curioso astronauta, habiendo revoloteado en el cómic, la radio y en medios escritos, orbitando en la publicidad para el pequeño comercio, a la vez que en otras escrituras más líricas. Sígueme como @xabelg

Sigue a Javier García en:
Etiquetas

Artículos relacionados

Otras Recomendaciones

Close
Close
Close