Publicidad

Anatomía de una sociedad digital

¿A poco no te has dado cuenta de lo perezosa que se ha vuelto la sociedad? Cada día más apáticos para ser partícipes en las acciones que su entorno les demanda y con la menor solicitud para realizar alguna tarea.

Este no es un artículo que busca desprestigiar a las nuevas generaciones que comprenden desde los millenials hasta como usted quiera llamarles a los nacidos a partir del 2001 (la verdad que Zellelians no me gusta y tampoco creo que los defina correctamente). Estamos ante la sociedad con mayor oportunidad de evolución social, tecnológica, de conocimientos y resulta que es la generación más improductiva de la historia, sin duda esto debería ser una broma pero no, no lo es.

Hoy en día vemos a los usuarios inmersos en sus nuevas startups la mayor parte del tiempo o al menos eso es lo que dicen o así es como les gusta llamar a sus teléfonos móviles y aparatos electrónicos de conexión al mundo 2.0; porque ahora resulta que todos son emprendedores y están desarrollando la última red social que el mundo jamás ha visto y que viendo como están las cosas creo que nunca veremos.

Y este fenómeno no solo se ve reflejado en el día a día, vamos a ser más concretos en el título que hoy nos pone aquí. Los usuarios han trasladado esa falta de acción a las mismas redes sociales donde cada día se nos dificulta más a las marcas en crear contenidos que nos permitan tener mayor interacción y respuesta objetiva de nuestra audiencia, el día de hoy todo se reduce a un like o un simple me encanta de Twitter, los usuarios ya no interactúan y hasta escribir les da flojera o simplemente es un reflejo de que todo les causa desinterés. ¿Por qué creen que Facebook tuvo que abrir una mayor gama de respuestas directas con valor sentimental agregado? Simple y sencillamente porque las marcas lo exigen día a día y no porque ellos quieren tener tantos parámetros informativos, sino porque a eso se ha resumido la interacción de las plataformas digitales.

Todo esto forma parte de un fenómeno social que me gusta titular “La era que no hace nada” Porque realmente no hace nada por cambiar la situación en la que vivimos globalmente, se la pasan todas las horas detrás de su trinchera móvil viendo memes, quejándose de todo lo que no les gusta y enalteciendo a personajes que hasta pena nos debería dar verlos, porque realmente creen que el mundo real se encuentra en esos dispositivos que contienen su vida entera.

El ser humano de la nueva era se encuentra en una línea muy delgada entre perderse en el mundo digital y tener la oportunidad de ser una generación de verdadero cambio, no lo digo yo sino todas las estadísticas que día a día se hacen sobre esta misma sociedad, por lo que es importante y necesario crear una nueva red social llamada mundo real.

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close