Publicidad

El viajar es un placer que nos suele suceder

Publicidad y Análisis del Discurso.

Ya declaraba Pipo Pescador –cantautor argentino– allá por el año 1972 que “viajar es un placer que nos suele suceder…”, ya sea en el auto de papá o en el medio que elijamos, viajar es siempre un placer.

Este es el punto de partida de la representación propuesta por la empresa de turismo Almundo.com en la pieza “Las vacaciones hacen bien”. El texto enuncia: “Aquí vemos a un veraneante disfrutando las playas mediterráneas/ Lo que él no sabe es que al estar cerca de grandes volúmenes de agua adentro de su cerebro se activa esta proteína, que lleva una bola de endorfina, que es la responsable de reducir el stress, generar bienestar y una sensación de felicidad como veremos ahora en tres, dos, uno… La ciencia ha comprobado que las vacaciones hacen bien/ Por eso hay que tomarlas en serio, muy en serio”. En la nominalización al inicio: “La ciencia de las vacaciones” el enunciador parte de un lugar de experto, según su punto de vista si las vacaciones son una ciencia, hay que tomarlas en serio. Así, desde el humor se explica el proceso interno que atraviesa un veraneante, en estudio. La originalidad de la pieza recae en la estrategia de legitimidad, hablar desde una posición de autoridad en la materia, los viajes. La elección del protagonista personifica el estereotipo del veraneante, camina solo en una playa paradisíaca, vacía. El personaje, desconoce el proceso que está a punto de desencadenarse en su cerebro. La combinación de un escenario real y otro figurado, representa la relación de causa-efecto –metonimia– entre las vacaciones como punto de origen y el bienestar como resultado. La figura del narrador omnisciente –locutor– es central en esta pieza porque es quien va relatando los acontecimientos y el proceso por el que atraviesa el protagonista de la historia. La canción “Comment te dire adieu” de Françoise Hardy (1968), otro acierto estético.

Hace un par de años en su comunicación la empresa Despegar.com enunciaba en la pieza “Viajar es posible”: “Despegar es decidirte/ Es elegir/ Es abrir tu corazón/ Es abrir tu mente/ Despegar es descubrir que podés tener más de un lugar en el mundo/ Despegar es querer vivir/ Despegar es despegar/ Bienvenido a tu mundo. Viajar es posible”. Si bien esta pieza no es actual, es pertinente porque los discursos de las marcas se reformulan y se construyen no solo en función de lo que dice la competencia sino también en función de lo se decía en un pasado reciente. Acá lo significativo desde el punto de vista de la argumentación es el eslogan: “Viajar es posible”. Se hace hincapié en una variable económica, el placer que significa viajar está implícito pero se enfatiza el hecho de que además, con despegar.com, es factible.

A cualquier edad, con el medio que sea y al lugar que se prefiera, viajar es siempre un placer, que cuando sucede, hace tanto bien.

 

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close