Comunicación

Así le expliqué a mi jefe qué es un plan de comunicaciones

Y si tienes un jefe que te pide “planes comunicacionales” para todo y no entiende de qué va el asunto, deberías hacer que lea esto (o puedes imprimirlo y pegarlo en un muro en la oficina).

Quienes tenemos experiencia haciendo entender a los demás que los planes de comunicaciones no reparan todas las metidas de pata de una marca, sabemos lo difícil que se vuelve explicar con peras y manzanas que lo que funciona para una empresa, tal vez no le funcione a la nuestra porque no se trata de simples estrategias así nada más.

Empieza de cero

Aunque creas que te estoy chamuyando, todas, absolutamente todas las marcas necesitan de uno para llevar a cabo sus objetivos. ¿sabes realmente cómo empezar uno?, ¿reconocerías ahora mismo cuál sería la mejor manera de hacer más eficaz el que ya tienes?

Empecemos por evaluar, casi nunca -a menos que la empresa solo sea una idea que no ha terminado de gestarse- empiezan de cero, cuando mi amigo Pepito ideó su agencia de diseño, ya tenía una vaga idea de cómo querían que funcionaran las cosas, así imaginó que su agencia tenía una personalidad.

Con la personalidad viene lo más importante, el tono. Si bien, con la primera ya tiene una idea de su comportamiento y del mensaje que quiere llevar, con la segunda se asegurará de hacerlo correctamente sin salirse del personaje. Caso TNT

Hace unos cuantos años, el canal por cable TNT para Latinoamérica se consolidaba como uno de los canales más vistos para este lado del mundo, y aunque nos vendían la idea de ser un canal “como los premium pero accesible para todos”, poco a poco su popularidad fue en declive y se nos presentaba como un canal como cualquier otro.

Si bien, -a parte de películas que muchos ansíabamos ver- ofrecían una programación propia de contenido interesante y vinculado al séptimo arte, hoy, la cosa dista de ese comienzo y lo ha hecho cambiar de personalidad y tono. Desde 1991 hasta este año, la marca ha cambiado su “personalidad”, logo y slogan 8 veces -hoy hasta le dicen por RRSS tío TNT-

Examina con lupa

Luego de lo anterior, una evaluación oportuna al entorno de la marca hará la diferencia y te diré por qué. Si conoces la competencia y de qué habla, sabes cómo enfrentarte a ella y llevar tu nivel de comunicación un poco más alto, apostando por las tendencias dentro de tu sector.

Uno de los procedimientos comunes para estos casos, es hacer un estudio de los factores políticos, económicos, sociales y tecnológicos que condicionan una marca, pero si quieres simplificar las cosas también puedes echar mano de la famosa matriz DAFO.

Esta herramienta hará que internalices de manera objetiva, qué aspectos internos y externos determinan tus virtudes y defectos a nivel comunicacional con la marca, el chiste de este ejercicio es ser honesto.  Analizando Cuando analizas los factores internos y externos que se involucran en todo este proceso del que hablamos, nos damos cuenta de nuestras Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades en nuestra marca. Mi colega Eli siempre hace énfasis en que el deber ser es que todo plan de comunicaciones debe tener estructurada su matriz DAFO, lo que ayuda a conocer el estado de la marca.

D: ¿Qué hace que tu competencia sea tu competencia? ¿Está tu equipo completo? ¿Hay algo que no esté funcionando al 100? ¿Los medios te reseñan? ¿Compartes contenido de valor para tu audiencia? ¿Sabrías salir de una crisis comunicacional? A: ¿Qué está haciendo tu competencia? ¿Cómo se comunica con los clientes? ¿Qué podría opacarte? ¿Qué problema presentas para comunicar efectivamente a tus consumidores? ¿crisis de algún tipo?

F: ¿Por qué tu marca se destaca de entre las demás? ¿Sabes hacer entender tu mensaje a los consumidores? ¿Has encontrado tu propio tono de comunicación?

O: ¿Qué oportunidades de comunicación tienes a tu alcance? ¿Existe alguna tecnología o aplicación móvil que pueda ayudar o contribuir de manera positiva en la comunicación de tu marca? ¿Utilizas todos los recursos de comunicación que tienes a tu alcance? Ahora las estrategias   Cuando sabes si tus fortalezas son mayores a tu debilidades o que tus amenazas están eclipsando tus oportunidades, es momento de plantear una estrategia, existen diversas maneras de llevarlas a cabo pero para lograr éxito en su implementación, debes realizar cambios internos importantes, ser paciente y planificar con tiempo las acciones que pondrás en marcha para así maximizar los resultados.

Dependiendo del resultado que arroje tu matriz, tu estrategia debe enfocarse en ser: Defensiva: Cuando la marca minimizará las amenazas a través del uso de sus fortalezas. Destacando aquello que lo diferencia de la competencia.

Ofensiva: Cuando la marca aprovecha las oportunidades que tiene a través del uso de sus fortalezas.

De supervivencia: Cuando la marca hace frente ante una crisis de comunicación.

De reordenación: Cuando se busca superar las debilidades aprovechando las oportunidades a nivel de comunicación.

De ahí saldrá tu plan

Y de identificar a tu jefe para ver de qué manera explicárselo. Eso te lo digo en un próximo post.

Imagen cortesía Shutterstock

Katherine Guaramaco

Licenciada en Comunicación social y periodismo, consultora editorial y echadora de cuentos por siempre. Una vez me dijeron que no podía ser community manager y terminé siendo periodista digital, webmaster, gestora de contenidos y redactora creativa. A esa persona le mando saludos 😀 Para más cuentos: Crónicasdesdemercurio.wordpress.com. Si me los quieres echar a mí: @Katherine_zgs

Sigue a Katherine Guaramaco en:

Artículos relacionados

Otras Recomendaciones

Close
Close
Close