Publicidad

La verdad sobre lo Freemium

La palabra Freemium es una contracción en inglés de las dos palabras que definen el modelo de negocio “free” y “premium”.

¿Cómo funcionan los modelos de negocio freemium?

Es un modelo en donde la forma básica del producto o servicio, se ofrece a un gran volumen de personas de manera gratuita.  Los clientes que desean disfrutar  al 100% del servicio o producto, deben acceder a la versión premium por un determinado valor.

Imagino que a todos nos pasó, descargamos una aplicación o una herramienta virtual, la probamos y nos gusta, no queremos cambiarla  y a poco tiempo nos encontramos con algunas de las siguientes limitaciones:

De tiempo:  Podemos usarla por un tiempo limitado y luego debemos acceder a la versión premium.

Por funcionalidad:  La versión freemium tiene acceso a algunas funciones, para acceder al 100% de las mismas se debe comprar la versión premium.

Por uso:  Se  asigna una licencia por una única vez.

Por capacidad:  Se puede usar un limitado número de veces, o el espacio a usar es reducido.

Por tipo de cliente:  Es gratis solo para una clase de clientes, es decir si cumplen con ciertas características, de acuerdo a la segmentación.

Por anuncios:  En  las versiones gratuitas el modelo del negocio se solventa con  publicidad,  si no quieres anuncios puedes acceder a través de un pago a la versión premium.

La estrategia es simple, el objetivo es causar expectativa, si la versión gratis es genial, la versión premium debe ser extraordinaria y así se engancha al consumidor o usuario.

Lo freemium en las redes sociales

Desde sus inicios las redes sociales  se presentaron como una plataforma gratuita.  En las redes sociales compartimos datos en tiempo real, información personal, interactuamos, mostramos nuestros intereses y comportamiento; esto  permite a las empresas – y marcas acercarse a sus usuarios – consumidores con una publicidad bien dirigida.

En ocasiones, no entendemos cómo es que otros tienen nuestra información personal, como por ejemplo: Nuestro número de teléfono, correo electrónico; la única respuesta que tengo a estas interrogantes,  es que nos incluyeron en bases de datos que se alquilan.  Tus datos están ahí afuera y alguien se está lucrando con ellos.

La mayoría de usuarios ni siquiera se entera que es parte de una base de datos mientras se comercializa su información, tampoco saben que cedieron su información libremente, al no leer el contrato en el que acepta  ingresar a una red social o cuando descarga una aplicación, esos contratos con  letra muy pero muy pequeña que nunca leemos y que por lo regular decimos “acepto”.

Les invito a recordar un evento que ocurrió el 30 de junio de 2014,  una noticia que se ganó los titulares a nivel mundial, el experimento  realizado por Facebook en enero de 2012, en donde se estudiaron las emociones de  689.003  personas.   Los representantes de la red social en su defensa argumentaron que, querían saber cómo influyen los contenidos de Facebook sobre las emociones de los usuarios, entonces diseñaron un algoritmo que usaron con dos tipos de contenido:  Uno con connotaciones positivas y otro con connotaciones negativas; aclararon que así querían medir el impacto emocional de la red social sobre sus seguidores.

Este apenas es un ejemplo, debemos medir hasta dónde lo “freemium” es gratis, lo que entregamos a cambio  del espacio que tenemos dentro de una red social, y la responsabilidad que asumimos al tener que alimentarlo constantemente con información para ser visibles.  Al otro lado de esta historia  tenemos a la empresa dueña de la red social, que se financia a través de la publicidad, en la que nos analizan   en milésimas de segundos los robots que contabilizan los términos que más usamos, nos  segmentan,  y es así  como nos llega la publicidad.  Los usuarios de Facebook sí le pagamos a la red, con nuestra información personal, esto ocurre con todas las redes sociales.

Concluyo entonces con esta afirmación, así como en la vida real, en digital no hay nada que sea gratis.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close