Publicidad

La agencia creció, pero yo no

En publicidad estamos acostumbrados a una rotación de individuos bastante significativa, en diversas áreas de la agencia.

A veces es el sueldo, a veces por un mejor puesto, a veces por el ambiente de trabajo, otras el crecimiento personal, en fin, hay diversas razones por las cuales la gente se cambia de empleo, pero todos apuntan a una mejoría en algún aspecto de su vida.

Pero, ¿qué pasa cuando no eres tú el que le dice adiós a la agencia, y es ella la que te dice que es momento de terminar con esa relación?

Bueno, veamos, tampoco hay que ser alarmistas, lo primero es conocer y estar totalmente seguro el motivo por el cuál la agencia tomó esa decisión.

¿Reducción de ppto, algún cliente que se fue, el país pasa por alguna crisis económica, cambio de gerencia, o algo así?

Si la respuesta es alguna de las opciones anteriores, tranquilo, este artículo no es para ti.

Pero si no encontraste entre las opciones de arriba la razón por la cuál te dieron forata, es ahí donde puedes empezar a preocuparte.

Súmale unos puntos más de nerviosismo, si la agencia en vez de perder clientes, los ha ganado recientemente.

Y toma asiento y respira profundo, si vez que solo tú eres el que se está yendo y al contrario, hay más gente que se está sumando a la equipo.

Siempre hablamos sobre ir a una agencia más grande, con más beneficios, con mayores retos, etc.

Pero, ¿qué pasa, cuándo en la agencia actual, han surgido nuevos retos y no eres capaz de superarlos?

¿Es acaso el fin de una etapa? ¿Es la hora de cuestionarte? ¿Es cuestión de que analices la situación?

Sí, sí y sí a todas las preguntas anteriores.

Y a esas preguntas hay que agregarle una y la más importante:

¿Cuánto he crecido yo?

Las agencias, queridos compañeros (flashback noventero/mal chiste que solo aplica si eres peruano) son empresas al fin y al cabo, empresas como nuestros clientes que al final de todo, esperan ser rentables, mejorar y ganar más. En un mercado tan competitivo como la publicidad, no te puedes dar el lujo como Pikachu, de no evolucionar, ¡vamos! Hay una fila de personas esperando tu puesto, tal vez mejores (o no) que tú, pero con un chip de innovación a flor de piel.

Ten en cuenta estos puntos, tal vez te puedan evitar llegar esta situación:

  • Autoevalúate siempre: analiza tu desenvolvimiento en la agencia, si hay oportunidades de mejorar, tómalas.
  • Mejora tu relación con tu entorno, el ponerte los cascos y trabajar como si nadie existiera a tu alrededor no es la mejor práctica de desenvolvimiento personal.
  • No solo sé bueno en lo qué haces, sino también hay que parecerlo. El perfil bajo en una agencia no funciona (tampoco ser un rockstar), pero debemos de demostrar que somos piezas importantes en el crecimiento de la agencia.
  • Capacítate. Qué bueno sería que venga el jefe y te diga que te han metido a algún curso, diplomado o algo así, pero no podemos esperar que esto suceda. Hay cursos en internet, algunos gratis, otros a buen precio, siempre debes de estar en una constante capacitación, eso te dará más oportunidades no sólo en la agencia sino en el medio.

El mundo publicitario es muy competitivo, solo un pequeño grupo se mantiene activo y vigente, tenlo siempre en cuenta y como dijo Yoda: “Que la fuerza te acompañe”

AUTOR

Strike Heredia

Gráfico desde el 2005, Digital desde el 2007. Director de estrategia creativa de Eureka Crew en Lima – Perú. Profesor de UX en Toulouse Lautrec y Miami Ad School
Papá de Catalina #catalife. Dj, Barman y Graffitero de hobbie. Si vienen a Lima – Perú búsquenme, preparo buenos tragos y conozco buenos antros.
LinkedIn: www.linkedin.com/in/strike   Instagram: @strikewan

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close