Creatividad

El fin del partido y la mirada en los equipos creativos

Hace pocos días terminó el mundial de Rusia. Y muchos aficionados quedamos con esa sensación de melancolía irremediable comparable con el fin del amor, como bien lo describía Eduardo Galeano en su libro “El Fútbol a Sol y Sombra”.

Pero también, al regresar la mirada a la industria publicitaria y haciendo la comparación entre lo que hacemos y lo que vimos en este mundial, da para considerar ciertos aprendizajes. Y sobre todo, para jugar a explicarlo con fútbol, como brillantemente lo hace una revista española a través de sus campañas.

No es fácil ser Director Técnico, tampoco Director Creativo. Vimos en el mundial a selecciones dirigidas por entrenadores con extensas trayectorias y tiempo de trabajo suficiente para consolidar sus equipos, estilos de juego y tener claro su objetivo. Aunque también vimos otros que no tuvieron todo ese tiempo de consolidación y en algunos casos, tampoco liderazgo para definir la estructura y funcionamiento de sus planteles.

Y es que nos pasa lo mismo al armar y trabajar con grupos de creativos. No basta con llegar siendo uno de los más laureados, hace falta mucho más. Por eso la directiva de una agencia de publicidad, al igual que la de una Federación de fútbol deben comprender que poner una persona a cargo es invertir en un proceso que requerirá tiempo y que no siempre se consiguen resultados inmediatos. Esta persona que llevará las riendas del equipo de comunicadores, también deberá entender a las personas que lo conforman. Descubrir su talento, habilidades y conocer sus aspiraciones. Si es necesario, deberá reforzarlo con jugadores que haya conocido antes o que haya escuchado de su desempeño. Aunque como vimos en este Mundial; tener al mejor jugador del mundo tampoco te garantiza lograrlo todo.

Será necesario entender el juego y poner en claro cuáles objetivos se tienen que alcanzar. Levantar copas o premios en festivales, quedar entre los mejores de facturación, tener un destacado estilo o revolucionar el juego y la industria, no importa. Si tu equipo está al tanto de a dónde se quiere llegar y bajo qué filosofía o metodología debe hacerlo, pondrá su esfuerzo, sudor y lágrimas para conseguirlo. Bueno, pasa en muchos casos, no necesariamente en todos. Pero es importante que se lo haga porque al igual que en el Mundial, puede pasar que al no entender el proceso ni contar con el liderazgo de un buen técnico, será el equipo quien acabe definiendo cómo va a jugar y eso termine con malos resultados para todos.

Por otra parte, de los futbolistas de este mundial también se guardan aprendizajes. Por ejemplo la ausencia de Zlatan, quien aunque es considerado como uno de los jugadores más destacados de Suecia, dejó ese claro mensaje de que un jugador no es más que un equipo. Que no existe gente indispensable y que el ego puede dejarte de lado. Nos quedó la imagen de lo notable de los jóvenes talentos, su manera de sorprender y las posibilidades que se abren para un equipo cuando se sabe encaminar sus habilidades.

Aprendimos o comprobamos que no se alcanzan resultados improvisando, esperando genialidades de uno de tus jugadores o con el simple peso del nombre y de la historia. Que tras la gloria de un equipo puede que se hable de un solo individuo, pero nunca se la pudo haber alcanzado por una sola persona, o también, que aunque muchas selecciones hayan salido en primera ronda, pelearon hasta el final. Porque siempre, en todo, hay que hacerlo.

Seamos jugadores que sorprendan, o de los que levantan admiración y respeto gracias a un buen trabajo. Seamos técnicos con objetivos claros y procesos que los acompañen porque no se puede conseguir lo uno sin lo otro.

Colaboremos en divisiones formativas descubriendo gente en las universidades. Combinemos en las agencias la experiencia de buenos conductores con la pasión de los jóvenes talentos y hagamos que esa frase de Chicharito, de que “Imaginemos cosas chingonas” se traslade también a cada agencia de publicidad.

AUTOR

Xavier Prado

Director Creativo en McCann Ecuador y profesor de Redacción Publicitaria la Universidad de las Américas. Un entusiasta de agencias y aulas fanático de aprender, viajar y cocinar. Me apasiona tanto la publicidad que todavía quisiera trabajar en una agencia de otro país y nutrir la industria con los futuros profesionales.

www.linkedin.com/in/xaviprado

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close