AgenciasDigitalTecnología

The Privacy Era: el último informe de Wunderman Thompson Intelligence

El informe de Inteligencia de Wunderman Thompson muestra que la recolección, almacenamiento y el procesamiento de datos está planteando problemas que necesitan un debate urgente

  • La recopilación de datos se ha convertido en una fuerza política mientras China y Estados Unidos luchan por aplicaciones e información

  • El uso de los datos personales está impulsado por las emociones; el 55% de los consumidores se siente desorientado, mientras que el 48% se siente violado cuando se les notifica un problema de seguridad respecto a sus datos.

  • El 71% de los consumidores considera que deberían tener control total sobre la seguridad y privacidad de su propia información personal.

  • El almacenamiento de datos es ahora un problema ecológico que sigue creciendo

El último informe de Wunderman Thompson Intelligence explora cómo, en respuesta a la creciente incomodidad de los consumidores hacia la forma en que se rastrea y comercializa la información personal en línea, está surgiendo un nuevo ecosistema de datos; que incluye un nuevo intercambio de valores para los consumidores, un nuevo conjunto de reglas para las marcas y un reposicionamiento de la identidad digital en equidad al cuerpo físico.

Existe un creciente problema ético que afecta a los consumidores, los legisladores y las marcas; los mismos datos que alimentan las tecnologías inteligentes a las que se atribuye la mejora de la vida de las personas, son ahora los culpables de una avalancha de amenazas a la seguridad cibernética, escándalos relacionados con la privacidad y las prácticas controvertidas de los gigantes de Silicon Valley.

Esto está teniendo un impacto en todo, desde la cultura popular hasta la política, e incluso la lucha contra el cambio climático. El informe de Wunderman Thompson Intelligence muestra que la actual regulación de los datos puede no ser suficiente para satisfacer a los consumidores, y que un intercambio claro, que permita a la gente controlar y valorar sus datos para los servicios, podría estar surgiendo como un camino a seguir.

Lo destacado del informe:

  • Gmail tiene 1.5 billones de usuarios, Facebook 2.5 billones, Twitter 330 millones e Instagram más de un billón de usuarios activos
  • El 58% de los americanos están preocupados por la seguridad de la información personal, comparado con el 52% que se preocupan por el actual liderazgo político nacional, el 51% por la violencia de las armas, el 47% por el actual coste de la vida y el 45% por la calidad de la educación.
  • El 85% está de acuerdo en que es difícil saber cómo proteger la información y los datos personales
  • Sólo el 10% está familiarizado con los pasos para evitar que la información personal sea compartida y vendida, y sólo el 15% dice tener un buen conocimiento de cómo se utilizan los datos.
  • El 89% piensa que las compañías son deliberadamente vagas sobre cómo funciona el intercambio de “datos para beneficio” y la misma cantidad siente que esto es un poco engañoso.
  • El filtro de la cámara de comedia FaceApp ha sido descargado más de 100 millones de veces
  • El 84% cree que en los últimos años las empresas han ganado más control sobre su información y datos personales que ellos mismos.
  • Sólo el 38% siente que tiene el control total de su información y datos personales

La velocidad a la que las diferentes aplicaciones se hacen populares y son descargadas por grandes cantidades de la población mundial significa que una increíble cantidad de datos se recopilan cada hora. Esto debe ser almacenado de forma segura, no al alcance de los intrusos y hackers, las intenciones en torno a su uso deben ser claras y deben ser mantenidas de forma considerada que sea menos probable que dañen el medio ambiente. Estos problemas son de gran alcance y aún no han sido resueltos. Las marcas responsables harían bien en pensar cuidadosamente en lo que el uso de los medios sociales significa para los consumidores y cuál puede ser el impacto a futuro.

Emma Chiu, Directora Global de Wunderman Thompson Intelligence, dice: “Esta es una nueva era de gestión y control de datos. La gente se siente confundida y molesta por la forma en que sus datos son comercializados, hackeados, perdidos o mantenidos de manera insegura, con poca información clara u opciones sobre cómo se manejan sus detalles.

El libro de reglas para las marcas y los sitios web está evolucionando, guiado por una legislación como el Reglamento General de Protección de Datos, ampliado por productos explícitos de intercambio de datos e informado por guías de autocuidado digital. En nuestro informe, cubrimos la situación actual y ampliamos los caminos futuros que se pueden tomar para equilibrar los datos que pueden mejorar nuestras vidas y cómo asegurarnos de que sólo se recoge y se mantiene seguro lo que es necesario, devolviendo el poder a las manos del consumidor.

Etiquetas

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
Close